CATÓLICOS ALERTA

Defendiendo nuestra fe

SOCIEDAD SECRETA BOHEMIAN GROVE
Padre Enrique de Ossó


El encuentro anual de “Los Bohos”, como se llaman entre ellos, se celebró desde el viernes 10 de julio hasta el domingo 26 de julio de 2015 en su oculto reducto tradicional del bosque de secuoyas de Redwood al norte de la bahía de San Francisco, California.


Ceremonia de la cremación

Este campamento secreto en el condado de Sonoma, está frecuentado por los más influyentes, ricos y poderosos que dan rienda suelta a sus más bajos instintos según trascendió, el desenfreno, la impunidad y sacrificios humanos están a la orden del día durante el tiempo que dura el campamento. Se organiza cada mes de julio desde hace más de un siglo, aprovechando la excusa del verano del hemisferio norte. Este encuentro se realiza en una propiedad boscosa que comenzó con 1000 hectáreas y ahora ya alcanza las 2.700. Los medios de comunicación al igual que todo el que no es miembro de este selecto club tienen prohibida la entrada y además no se informa ni una palabra sobre esta reunión tan particular.

Los más osados solo pueden acercarse al pequeño poblado de Monte Rio, de 1100 habitantes, el más cercano al lugar de las reuniones secretas. La reunión se prolonga durante dos semanas, siguiendo una agenda de actividades y conferencias organizadas en este enigmático retiro de verano de los más poderosos de los Estados Unidos. El único requisito para ingresar al bosque, es ser miembro del Bohemian Club, una institución privada exclusiva para hombres fundada en San Francisco en 1872.

A lo largo de las décadas, en la lista de miembros del Bohemian Club han figurado, además de numerosos artistas e intelectuales, varios presidentes de Estados Unidos, así como influyentes senadores, congresistas, académicos y altos ejecutivos de las mayores empresas e instituciones financieras del país.

El bosque privado de esta peligrosa asociación está a una hora y media en auto, al norte de la ciudad de San Francisco, cerca del pueblo de Monte Río. El campamento está rodeado de fuertes medidas de seguridad.

Algunos de los asistentes

Cuenta la leyenda que en julio de 1936 estuvo Walt Disney en el campamento anual de los Bohemian Grove, y lo que vio allí lo plasmó en muchos de sus dibujos animados mostrando la simbología de la sociedad secreta.

También se afirma queel Proyecto Manhattan, que condujo a la creación de la bomba atómica, fue decidido en el Bohemian Grove durante una reunión celebrada en setiembre de 1942.

Hay una foto del 23 de julio de 1950 donde aparecen Edward Teller, el creador de la bomba de hidrógeno o Bomba H, junto al ex presidente Hoover,  y Eisenhower, comiendo juntos en una mesa del bosque de Bohemian Grove.

Existe una fotografía del actor Ronald Reagan y Richard Nixon sentados en una mesa en Bohemian Grove escuchando al Dr. Glenn Seaborg, que estuvo involucrado en el descubrimiento del Plutonio y trabajó en el Proyecto Manhattan que produjo las bombas atómicas que fueron arrojadas en Japón. La misma es del año 1967 donde Richard Nixon dio allí el discurso que le abrió la puerta a la presidencia de Estados Unidos en 1969.

La versión oficial reiterada una y otra vez por el vocero del Bohemian Club, Sam Singer, asegura que este campamento no es más que un encuentro en el que los miembros del club y sus invitados -entre los que cada año hay destacados representantes de la política y las finanzas internacionales- disfrutan de la naturaleza y de una serie de actividades culturales que incluyen conciertos, obras de teatro, recitales y charlas sobre asuntos de actualidad.

Pero el secretismo y las estrictas medidas de seguridad que rodean este evento al que sólo los socios y sus invitados tienen acceso, lo han convertido en el blanco de las protestas de unos pocos activistas, que cuestionan su legitimidad por reunir a puerta cerrada a funcionarios gubernamentales con representantes de los poderes económicos.

Este club secreto está integrado por líderes mundiales, primeros ministros, cancilleres, gobernadores, senadores, diputados, jueces, banqueros, cineastas, actores, científicos, generales, directores y consejeros delegados de grandes empresas, formando alrededor de 2500 personas que viajan y se reúnen en este bosque y toman decisiones secretas que perjudican a toda la humanidadTodos los líderes están forzados a asistir a sus reuniones y tomar parte de sus actividades si quieren seguir ascendiendo en sus carreras o si no quieren perder todos los privilegios que adquirieron.

Entre los miembros del selecto Bohemian Grove ha habido reputados intelectuales como los escritores Mark Twain Jack London y Oscar Wilde uno de sus invitados de lujo; multimillonarios de leyenda como William Randolph Hearst o David Rockefeller padre y luego sus hijos David y Nelson.

Entre los miembros políticos se incluyen tanto a republicanos como demócratas, unidos en esta selecta sociedad secreta, como los ex presidentes Herbert Clark Hoover, el 31° presidente de los Estados Unidos que el 19 de marzo de 1953 había cumplido 40 años como miembro de esta sociedad secreta. Otros presidentes socios fueron Dwight Eisenhower, Richard Nixon, Gerald Ford, Ronald Reagan, James Carter, Bill Clinton, George Bush (y sus hijos George W. y Jeb Bush).

Otros miembros de esta asociación delictiva son Henry Kissinger, el Gral. Colin Powell, Donald Rumsfeld, Dick Cheney, el general Alexander Haig, el general Norman Schwarzkopf y Al Gore, entre otros, que se alojan en cabañas con todas las comodidades. 

El Bohemian Grove posee un predio dentro de un bosque de su propiedad que supera las 2.700 hectáreas, en el antiguo y milenario bosque de Redwood. En total tiene unas 118 cabañas con capacidad entre 10 y 30 personas. Hay un restaurante privado que provee todo lo que necesiten. Posee un salón de comidas donde pueden sentarse 1500 comensales simultáneamente.

Todos los presidentes de la Reserva Federal, el banco privado más grande del mundo, como Alan Greenspan, fueron miembros de Bohemian Grove antes de que ocuparan el cargo. El canciller alemán Helmut Schmidt también pertenecía al Bohemian Club y lo cuenta en sus memorias “Men and powers” (Hombres y poderes). Habla en su libro como que el paraje era un lugar agradable para charlar con Nelson y David Rockefeller. Otros europeos miembros son Michel Rocard (ex primer ministro francés) Valery Giscard d’ Estaing (ex presidente francés, y diseñador de la Constitución europea), o John Mayor (ex primer ministro británico).

En las reuniones de Bohemian Grove han sido fotografiados, al menos 20 miembros del CFR (Council of Foreign Relations), 15 presidentes de multinacionales, 10 integrantes del Grupo Bilderberg, 8 de la Comisión Trilateral, 6 de Pilgrims Society, 5 de Los Caballeros de Malta, 4 miembros de la Banca Morgan, 3 directores de la CIA, e incluso la presencia del Príncipe Felipe de Inglaterra en el bosque de Bohemian Grove en noviembre de 1962. Con la presencia de estos siniestros sujetos reunidos todos en un mismo lugar, una vez al año, da para pensar que la realidad mundial pasa por aquí y no por las Naciones Unidas.

El campamento en el bosque también ha dado lugar a numerosas teorías conspirativas que aseguran que los "bohos" -sobrenombre con el que se conoce a los socios del club- trabajan para establecer un Nuevo orden mundial y celebran rituales paganos con connotaciones satánicas.

Para seguir leyendo, clic AQUÍ

----------------------------------------

LA MASONERÍA